En los tiempos que corren, con el balonmano español en una profunda crisis de la que tendremos que ir saliendo poco a poco, cada idea puede valer su peso en oro. Todos los clubes “se parten” la cabeza cada verano, antes de comenzar la temporada, para completar sus plantillas y conseguir abonados que aporten algo de dinero para sus arcas. Todo esfuerzo es recompensado durante el año con la permanencia en competición y la alegría de los jugadores por seguir disfrutando de su deporte.

Sin embargo, este verano me he encontrado con un caso especial, algo que jamás había visto y que me ha sorprendido gratamente. Gracias a mi amiga María Sánchez Tabernero, a la que tengo que agradecer gran parte de este artículo por su ayuda, conocí el trabajo de su club durante este verano por captar nuevos jugadores y abonados. Antes de comenzar, decir que este club es el Balonmano Ciudad de Salamanca.

La primera idea que tuvo el club fue en mayo, con la intención principal de que los más pequeños descubriesen y se enganchasen al balonmano. Para ello, varios jugadores del primer equipo –hay sección masculina y femenina en todas las categorías- se dividieron para visitar los colegios de la ciudad charra y enseñar a los chavales todo lo bonito de nuestro deporte. Justo antes de comenzar la temporada, en septiembre, estas escenas se repitieron en todos los colegios de la ciudad, por si había algún interesado más en entrar en el equipo.


salamanca2


Esto solo fue el principio de un verano más que movido para los dirigentes del Balonmano Ciudad de Salamanca. En julio, con la ayuda de los jugadores del club, se tuvo la brillante idea de promocionar casi al cien por cien la campaña de abonados por las redes sociales. Bajo el lema #SalamancaEsBalonmano y subiendo una foto con el carnet de abonado, cuyo precio es de 20 euros, se entraba en el sorteo de varios regalos, como entradas gratuitas, camisetas, bufandas, viajes a partidos de equipos ASOBAL

La promoción tuvo su éxito, y personajes destacados en el panorama nacional del balonmano como Paco Caro o Samuel Trives se unieron a la familia del Balonmano Ciudad de Salamanca. Además, la iniciativa de los partidos del 20 aniversario del club en septiembre también tuvo respuesta por parte de la afición, con un Aula Valladolid-Helvetia Alcobendas como partido estrella de la jornada de fiesta del balonmano en el Pabellón Río Tormes.


salamanca12


Pero esto no acaba aquí. El club sigue promocionando casi a diario sus partidos y el espectáculo que ofrece su balonmano a través de las redes sociales –con fotos, vídeos, sorteos…-  y buscando nuevas iniciativas que den un impulso a un conjunto modesto que necesita de la afición y del compromiso de su ciudad para seguir adelante.

En una ciudad en la que hasta hace muy pocos años el fútbol era el deporte rey, y en la que ahora mismo el baloncesto femenino copa las portadas de la prensa local, el Balonmano Ciudad de Salamanca se está convirtiendo día a día en un exponente cada vez más claro de su ciudad gracias a sus  exitosas iniciativas. Y es que la innovación también está al servicio del balonmano.

Pablo Lozano
Sobre el Autor

Artículos Relacionados

El balón como instrumento de retentiva y el cuarenta por veinte del CEM La Verneda como proscenio...

Streaming Oficial XXVIII Torneo Nacional Corrales de Buelna Valonmano con V es una de las...

Gracias al éxito de Hand porters durante los últimos años, la organización ha decidido seguir con...

Deja una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.