Fotos: Web RFEBM / Facebook RFEBM Playa / Harresi Kaigan


El Europeo de Balonmano Playa que se celebró el pasado mes de julio en Lloret de Mar marcó un antes y un después en este deporte a nivel nacional. Se demostró que hay vida más allá del fútbol y del baloncesto. Los últimos partidos que los ‘Hispanos de la arena’ y las ‘Guerreras de la arena’ disputaron en el campeonato de Europa fueron televisados por Teledeporte y la emisión contó con el respaldo del público.

Las semifinales, tanto masculinas como femeninas, fueron vistas por 205.000 y 318.000 espectadores respectivamente. La lucha por el bronce de la selección femenina la vieron 244.000 personas, mientras que la final masculina la siguieron 226.000. Lograr entre un 2,2% y un 3,1% de share no está nada mal si se tiene en cuenta que el balonmano playa está empezando ahora a recibir apoyo mediático.


playa esp 2


Estas cifras corroboran lo que afirma Julio Sierra, internacional en la Selección Española de Balonmano Playa y jugador en el Club Balonmano Playa Alcalá: “Hay poca gente que yo conozca que una vez que lo ha descubierto no siga de manera más o menos continua este deporte”. Ambas selecciones dejaron a España en un buen lugar durante el pasado europeo. Los chicos de Jaime Osborne se llevaron la plata tras hacer un gran campeonato y perder en una dura final contra Croacia. El combinado femenino se quedó sin medalla, pero demostró durante todo el campeonato que puede pelear por estar entre los mejores del mundo.

El balonmano playa es un deporte muy atractivo, donde el espectáculo está asegurado. Rapidez, giros de 360°, movimientos que dejan con la boca abierta, mucha emoción… Completo y llamativo, lo tiene todo para convertirse poco a poco en un deporte que atraiga a un gran número de público. El funcionamiento de este deporte puede resultar complejo si nunca antes se ha visto un partido (por los cambios, goles dobles o la figura del especialista), pero en cuanto entiendes el concepto es un deporte que engancha, tanto para verlo como para jugar.


mplaya1


La emoción está asegurada. Los ‘shoot-outs’ podrían relacionarse con los penaltis en el fútbol, aunque aquí se disputan mucho más a menudo.Un equipo puede perder un partido en los ‘shoot-outs’ a pesar de haber ganado con una amplia diferencia el primer set (si cada equipo gana uno de los dos sets -da igual la diferencia de goles- se llega a ‘shoot-outs’). Es un deporte en el que hay que luchar durante todo el partido, no admite ningún segundo de relajación porque el encuentro puede dar un giro de 360° en cualquier momento. Esto, junto al espectáculo de giros y movimientos, hacen del balonmano playa un deporte que atrapa desde el primer momento.

Ya en el Campeonato de España en Roquetas de Mar se vio una mayor afluencia de público. El apoyo mediático por parte de Teledeporte y Marca.com durante el europeo de Lloret hizo que más gente se acercase a conocer en primera persona esta disciplina. “El Campeonato de España fue un éxito rotundo en ese sentido, siempre había bastante público mirando partidos, preguntando las reglas y las funciones de cada jugador”, señala Julio Sierra. El balonmano playa es un deporte con un gran futuro, sobre todo si sigue contando con el apoyo de grandes medios de comunicación. A cada evento acuden más espectadores y poco a poco más jugadores se animan a probar.


esp playa


Carlos Donderis, portero del TUSEM Essen en la 2 Bundesliga alemana, internacional con la Selección Española de Balonmano Playa y jugador del Club Balonmano Playa Alcalá, cree que “falta difusión” para que se asiente como un deporte con seguimiento y público. “Es un deporte de verano y por tanto mucha gente se piensa que por ello no es competitivo. Si tuviésemos publicidad suficiente para que pudiesen ver el compromiso que hay en los equipos, cambiarían de opinión y eso atraería a muchos patrocinadores nuevos”, sentencia.

Su compañero Julio Sierra sigue su misma línea: “Sin apoyo por parte de las instituciones y patrocinio de empresas, nuestra preparación será menor a la de otras selecciones, afectando también al resultado de las competiciones”. El balonmano playa va por el buen camino. Tienen el atractivo y la emoción y empiezan a contar con el apoyo de medios de comunicación, lo que atraerá a más público y patrocinadores. Habrá que ver cómo le sienta el invierno. La temporada que viene nos dirá si el auge de este deporte es una moda pasajera o si de verdad el balonmano playa ha llegado para quedarse.

© 2020 Diseño Web Digital UO | Aviso legal | Política de Privacidad | Cookies | PATROCINADORES | CONTACTO