Como el buen vino que mejora con los años, Fernando Hernández (Valladolid, 1973) parece estar viviendo una “segunda juventud” en la ciudad que le vio nacer hace 42 años. Hoy conocemos a este jugador, campeón del mundo en 2005 con la selección española en Túnez, al que parece que los años no le pesan y que hoy por hoy es una de las estrellas de la División de Honor Plata.

¿Quién le diría a Fernando que, 16 años después de irse, volvería a Valladolid para disfrutar de los últimos y de algunos de los mejores años de su carrera? Tras pasar por el máximo rival durante cuatro temporadas, disfrutar de los últimos coletazos de un Dream Team que se iba diluyendo poco a poco, sufrir con el declive del Portland San Antonio y “descansar” dos años en el CBM Badajoz, el zurdo formado en La Salle volvió a la que fue su casa cuando todo comenzó hacía exactamente 20 años.


fernando hernandez


120 veces internacional con la selección española, Fernando Hernández ha logrado la gran mayoría de títulos durante su carrera con el FC Barcelona. Sus años al máximo nivel en el balonmano europeo coincidieron también con el máximo esplendor en España y en Europa de su Balonmano Valladolid, al que siempre dijo que quería volver para retirarse en casa.

Cuando se anunció su regreso al Balonmano Valladolid en el verano de 2012, la afición recibió a Fernando como si de una gran estrella se tratase. No era para menos: volvía el único campeón del mundo nacido a orillas del Pisuerga. Pero su vuelta a Huerta del Rey coincidió con el final del club. Tras salvarse en la 2012/2013, el descenso en la temporada siguiente condenaba a la entidad vallisoletana a la desaparición. Como capitán del equipo y aficionado desde pequeño, la pérdida fue muy grande para Fernando Hernández.

En la faceta deportiva, el jugador vallisoletano había cambiado bastante. Durante sus años en el FC Barcelona, Fernando Hernández jugó de extremo derecho y era uno de los pilares defensivos del club azulgrana al desempeñar el puesto de avanzado en el 5:1. Sin embargo, las necesidades del Balonmano Valladolid provocaron que Fernando jugase de lateral derecho e incluso en ocasiones de central, ganando así más protagonismo en el juego de ataque.


fer1


Con la creación del nuevo Atlético Valladolid la temporada pasada, Fernando Hernández se erigía de nuevo como capitán y gran estrella del proyecto que pretendía mantener la categoría en su primer año en División de Honor Plata. Y a pesar de su rol protagonista y sus 41 años –solo suelen llegar a estas edades los porteros-, Fernando no defraudó: jugando la mayor parte de los minutos y la mayoría en primera línea, marcó 241 goles en 29 partidos –una media de más de 8 goles por encuentro-.

Pero no solo los goles indican el gran momento de forma de Fernando Hernández. Su forma física es envidiable, comparable por muchos a la de un juvenil, y sus movimientos por el 40×20 recuerdan a los de su época en el FC Barcelona. Y es que él ya ha dejado claro su objetivo antes de retirarse: quiere dejar al Atlético Valladolid en la élite, quiere verlo jugar en Liga ASOBAL. Veremos qué ocurre, pero parece que a Fernando le queda todavía bastante gasolina y, si las lesiones le respetan y los pucelanos consiguen ascender esta temporada, podríamos verle otro año más en la máxima categoría.


Foto portada: Zetaestaticos.com / Foto interior 1: Diario de Valladolid / Foto interior 2: Día de Valladolid


© 2020 Diseño Web Digital UO | Aviso legal | Política de Privacidad | Cookies | PATROCINADORES | CONTACTO