Si existen realidades diferentes en el mundo del handball, dos de los extremos más destacados son el de Qatar y el de Brasil. Dos potencias actuales fuera de la Europa habitual que compiten de igual a igual ante cualquier otro país. Es necesario comparar, opinar y debatir acerca de los pensamientos y proyectos que estos países tienen en el presente y en el futuro.

¿Estrellas con presente o jóvenes con futuro?

Empecemos por Qatar y su «tema» con respecto a los extranjeros, situación que la comentamos hace algún tiempo en esta web. Los «petrodólares» juegan un rol importantísimo en este aspecto ya que el proyecto qatarí se basa básicamente en contratar jugadores extranjeros de buen nivel. Asimismo, el cuerpo técnico encabezado por Valero Rivera también ha llegado a tierra asiática para entrenar allí a esta «Selección Qatarí».

Ahora viajemos a Brasil: Jordi Ribera y su grupo de trabajo arribó al país sudamericano contratado por la Confederación Brasileña de Handball para dirigir, ordenar y entrenar a todas las categorías, principalmente las formativas. Jordi pisó suelo brasilero con un proyecto, con una misma idea para todas las Selecciones de Brasil. Todos igual: mismo entrenamiento, mismo pensamiento, mismo objetivo. Los que suban sabrán qué es lo que quiere el técnico español cuando vistan la camiseta mayor.

Con esta comparación, está claro que uno va por el camino sólo pensando a corto plazo, mientras que el otro se preocupa por plantar una base que le permite pelear al máximo nivel en el mediano y largo plazo.


chiuffa-comemora-gol-do-brasil-contra-belarus-1421680640126_956x500


Incorporación ≠ refuerzo

«Incorporar: Presentarse en el lugar en que se debe empezar a trabajar o prestar servicio», según la Real Academia Española. Volvemos a Asia: en este espacio las cosas están claras en Qatar. Los jeques sólo quieren lograr los objetivos y por eso no tienen problema en gastar dinero para contratar a cuanto jugador desee y necesite Valero para su equipo. Obviamente, sin romper las reglas de necesidad de años sin representar a otro país y demás cosas ya planteadas. «Reforzar: Engrosar o añadir nuevas fuerzas a algo», especifica la RAE.

Jordi hoy está parado en el otro extremo del que se encuentran los árabes ya que su deseo y trabajo está basado en obtener un crecimiento desde los cimientos de Brasil, desde los más chicos. Su idea es poder tener una base deportiva que le permite que su Selección Mayor, cuando tenga la necesidad, pueda reforzar su plantilla con algún joven, el cual no tendrá problemas para adaptarse a otra categoría ya que llevará el mismo pensamiento de juego que el equipo porque se lo vienen incorporando desde que comenzó a entrenar con las inferiores de su país.


valero qatar


Distintas maneras de llegar al éxito

«El secreto de un buen equipo está en el orden, que todos sepan lo que hay que hacer». «Sólo se nos recordará si ganamos, si no ganamos, todo quedará como una anécdota». «No importa el sistema, los que importan son los goles». Estas tres frases pertenecen a Pep Guardiola, uno de los técnicos que han marcado el fútbol y el deporte mundial.

A pesar de las diferentes maneras de pensar y de trabajar, ambos países han logrado éxitos deportivos. Descontando lo hecho por Morten Soubak, quien supo poner y mantener al equipo femenino de Brasil como número 1 del mundo con un proyecto deportivo parecido al de Jordi (con la única diferencia de haber empezado algunos años antes), Qatar ha logrado ser multicampeón asiático y ha sido subcampeón mundial peleando hasta los últimos minutos ante el histórico campeón Francia.

Y Jordi sigue los pasos de su colega danés…



 

Avatar
Sobre el Autor

Artículos Relacionados

Guerreras Arena y Hispanos Arena ya conocen la convocatoria de 12 integrantes para disputar el...

Óscar Gutiérrez nos trae el más profundo análisis de la venidera #EHFF4 de Colonia, reparando en...

Jesús Luque, árbitro de 1ª Nacional de la RFEBM del colegio andaluz ha sido noticia por unos tweets...

5 Comentarios
 
  1. Avatar
    Iván 30/11/2015 at 3:37 PM Responder

    Me gusta que el artículo no entra en la crítica fácil a Valero/Qatar, está claro que a priori todos podemos creer más en el enfoque de Jordi en Brasil, un enfoque de base, nosotros mismos vimos como los frutos del trabajo de base vienen dando frutos desde que se marcara la línea a seguir para el ’92. Pero no podemos negar que al final ciertos retoques también ayudan a marcar la diferencia, y en eso nuestra selección no es una excepción (Dujshebaev, Xepkin o con el más reciente caso de Sterbik)

    • Avatar
      Santiago A. Peñaloza 30/11/2015 at 10:55 PM Responder

      Muchas gracias Iván por comentar mi publicación. Me alegro mucho que te guste el punto de vista desde donde escribo el artículo. Son dos realidades distintas, nos pueden gustar o no, pero que llevan al mismo éxito.

  2. Avatar
    Gabriel 01/12/2015 at 2:41 PM Responder

    Buenas!

    El trabajo desarollado por Brasil en los dos generos nos orgulla mucho. Morten Soubak y Jordi Ribera son eximios tecnicos de balonmano. Desafortunadamente tenemos una Confederación Nacional de Balonmano muy arcaica que no se modernizó…

    Creo que la comparación por resultados sea enviesada. Qatar fue demasiado favorecido por los arbitros (que verguenza) en el mundial, que no teniam criterios claros por todo el torneo. Independente disto, los meritos son indiscutibles.

    Solo penso que la mentalidad Sheik arabe no combina con la passion que aprendi en el deporto.

    Saludos de Brasil !

    • Avatar
      Santiago A. Peñaloza 01/12/2015 at 6:24 PM Responder

      Obrigado Gabriel!

      Yo te respondo desde la Argentina y te digo que es cierto que los qataríes fueron bastante favorecidos por los árbitros. Habría que observar cómo rinde Qatar en Brasil con un arbitraje imparcial.

      Saludos.

      • Avatar
        Fran 11/01/2016 at 8:27 PM Responder

        Me ha gustado bastante el punto de vista desde el que se ha planteado el artículo, la inversión en base y en todas las categorías y la inversión económica en un equipo de élite para conseguir títulos. Bajo mi punto de vista, lo ocurrido en la selección de Brasil es algo digno de admiración, de ahí que el nivel de la misma se mantenga año tras año aunque vayan entrando nuevos jugadores. Sin embargo, no puedo decir lo mismo del caso de Qatar. No es ilegal hacer lo que han hecho, y si bien algunas selecciones cuentan con jugadores de otras nacionalidades como pueda ser el caso de Sterbik en España, creo que Qatar se ha pasado de la raya y considero que el número de jugadores extranjeros en una selección nacional debería estar reducido como ocurre en el baloncesto.
        En cuanto al tema de la parcialidad arbitral es cierto que la hubo en Qatar, pero esto no es algo nuevo, generalmente el anfitrión suele tener un arbitraje más favorable, véase Alemania en su mundial, o Croacia cuando perdió la final ante una intratable selección gala. Gabriel, tienes razón en que fueron totalmente parciales en Qatar, pero habrá que ver el trato arbitral que recibe Brasil en Rio.
        Saludos.

Deja una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.