Nuestro siguiente invitado ha sido sin duda uno de los protagonistas del verano. Hugo Madera, el jugador del  BM Playa Sevilla no solo ha demostrado su potencial sobre la arena, sino que además nos ha dejado una de las imágenes más mágicas de la temporada: tras ganar el Campeonato de España de Balonmano Playa le pidió matrimonio a su novia Ana.

El primer contacto que Madera tuvo con el balonmano fue en su colegio, La Salle Maravillas de Madrid, aunque, más tarde, su el destino le llevó a dar el salto en clubes como el BM Safa, el Leganés y el Atlético Boadilla. Ahora, ha decidido volver al club que lo vio nacer, lo que le ha permitido invertir más tiempo en sus estudios y negocios: Hugo, que estudió Derecho y Administración y Dirección de Empresas, se dedica a la hostelería nocturna y diurna, aunque ahora pretende acabar sus estudios de Piloto Comercial.



Volver al BM Maravillas también le ha permitido llegar al verano con más fuerzas para competir sobre la arena. Después de pasar por clubes como el BM Playa A’Conchiña, el BM Playa Getafe y el BM Playa Alcalá, ahora recala en las filas del Pinturas Andalucía BM Playa Sevilla, equipo con el que este verano se ha proclamado Campeón de España. Madera llegó a ser internacional con los Hispanos Arena durante tres años, pero su pasión por el balonmano playa va más allá de las fronteras de España: fue Campeón de Europa en Umag (Croacia) en 2013, donde además se llevó el MVP, y la temporada pasada se integró en el equipo ruso Ekaterinodar.

Y fue justamente sobre la arena donde protagonizó el momento del verano. Aquel domingo de agosto Laredo se vestía de gala para acoger la cita deportiva más esperada del verano: las finales del Campeonato de España de balonmano playa. Mientras, Hugo Madera y sus compañeros repasaban, nerviosos, la jugada. ¿Quién guarda el anillo?, ¿con quién se sienta con Ana en la grada? La operación estaba en marcha, solo hacía falta hacerse con el oro.


Foto: LAIA ANDRADE ©


En la gran final sénior masculina el espectáculo estaba más que asegurado con el derbi andaluz entre Pinturas Andalucía BMP Sevilla y BMP Ciudad de Málaga. Ambos equipos despertaron el entusiasmo de un público entregado que había abarrotado las gradas del recinto. Entre los asistentes estaba Ana, quien animaba con todas sus fuerzas al equipo sevillano. Poco se imaginaba que aquel campeonato tendría premio doble.

Con el silbido final del árbitro, BM Playa Sevilla se proclamaba Campeón de España. Con el micrófono en mano y desbordado por la emoción, Hugo Madera miró a la grada en busca de Ana. Su silla estaba vacía. Los cómplices de Hugo ya la habían hecho bajar a la arena con la excusa de celebrar el título. Segundos después, un empujón de su amigo malagueño, Manolo, situó a Hugo en la dirección correcta y, delante de Ana (y de todos los asistentes) se arrodilló para pedirle matrimonio. La jugada le salió bien. ¡Dijo que sí!

Madera nos cuenta que la idea de pedirle matrimonio a Ana en Laredo empezó cuando el equipo consiguió la clasificación para el circuito europeo EBT (European Beach Handball Tour): “Empezamos a bromear con el resto del equipo que si ganábamos el Campeonato de España, le pediría a Ana la mano. La broma era motivacional, o eso se creía Ana… pobre inocente”.



Todos echaron una mano

“Jugadores, árbitros, speaker, organización y Federación ayudaron e hicieron posible que todo saliera así de mágico”, reconoce Madera. Hugo explica que “después de ganar las semifinales ante HP Granollers, todo el equipo estaba más pendiente de organizarlo que de la propia final”. Nervios no faltaban. “Yo nunca me suelo poner nervioso antes de un partido así porque en la playa se disfruta muchísimo, pero esa mañana me dolía mucho la tripa”, admite Hugo.

Ahora, gracias al BM Playa Sevilla podrá disputar su séptimo Campeonato de Europa. Hugo no puede estar más orgulloso de su equipo: “es un grupo con un gran potencial, corazón y honestidad. Su capacidad de sacrificio me ha hecho disfrutar muchísimo en cada partido”. La locura de Hugo por la arena no tiene límite: “el balonmano playa me ha dado mucho más de lo que yo le pueda devolver. ¡Grandes amigos, experiencias, títulos… y una esposa!”. Tanto le debe a su deporte que en su boda ha decidido organizar un torneo de balonmano playa para los asistentes… “¡con gradas y todo!”.



 

Judit Fernández
Sobre el Autor

Artículos Relacionados

Día negro para el balonmano aragonés. En la tarde de ayer miércoles 27 de septiembre fallecía...

Este domingo se vivirá una jornada festiva pero a la vez triste en Amposta. En uno de los feudos...

El torneo organizado por el Handbol Esplugues con la colaboración de instituciones como el...

Deja una Respuesta