Con motivo del CESA 2020, que se está disputando estos días en Santander, hoy entrevistamos a Mikel Elvira i Aníbal Diego árbitros del CTA CántabroCon ellos, hablaremos de su experiencia como árbitros y sus motivaciones para desempeñar este oficio tan poco agradecido muchas veces.

V. Buenos días chicos, empezamos con la entrevista. ¿Cuál fue vuestra motivación para empezar a arbitrar?

Mikel. Lo primero de todo, buenos días. Si pasamos ya a la pregunta, yo creo que desde pequeño ya que mi padre ha sido árbitro muchos años y yo esto lo he tenido en casa. Mi padre me explicaba sus experiencias y anécdotas, yo creo que esto es lo que me ha llevado al mundo del arbitraje.

Aníbal. A mí siempre me había gustado la figura y una vez tuve la oportunidad cuando el club nos avisó que el Comité Técnico de Árbitros de Cantabria haría un curso en Castro y nos apuntamos unos cuantos y de eso. Desde entonces llevaré unos tres años arbitrando. Sin esa oportunidad, quien sabe.

V. ¿Cuáles consideráis que son vuestros puntos fuertes y débiles arbitrando?

M. En primer lugar, nuestra mayor debilidad es la experiencia ya que somos muy jóvenes. Nuestros compañeros del CTA llevan muchos años pitando.

A. La compenetración, yo con Mikel tengo total confianza, es nuestro punto fuerte, confiamos el uno en el otro al 100% y trabajamos a diario tanto preparando como con cortes de vídeo.

V. Vamos a hablar de futuro, ¿cuál es vuestro objetivo a corto-medio plazo (ascensos y todo eso)?

M. Hombre, en el Balonmano, sobretodo en el arbitraje, a corto medio plazo no hay nada, hay que trabajar poco a poco y ver ha donde llegamos. Solo podemos seguir trabajando y mejorando y ya veremos qué es lo que va llegando.

A. Yo pienso que partido a partido, lo importante es seguir trabajando, no mirar cinco años vista.

V. Como habéis pitado en Suecia ¿Veis diferencias entre el estilo de arbitraje en el resto de Europa comparado con España?

M. Más que el estilo de arbitraje es el estilo de juego, mucho más físico y nos hemos de adaptar a ese estilo.

V. ¿Cuál es vuestro mejor recuerdo de vuestra etapa de árbitros?

M. Yo me acuerdo que pitamos un partido conflictivo y nos fuimos cabizbajos, lo conseguimos sacar. Cuando estaba en casa, recibí una llamada del designador territorial, Josuco, que nos premiaba con un sector nacional juvenil femenino en Galícia. Ese fue mi punto de inflexión.

A. Habíamos salido muy cabizbajos, era una decisión dura y extraña. Qué nos recompensaran por nuestro trabajo fue un punto de inflexión.

V. ¿Cuál es el partido más complicado que recordéis que hayáis arbitrado?

M. El mismo partido, era de segunda nacional donde teníamos poca experiencia, era un encuentro muy físico y teníamos que estar muy concentrados y ya llevábamos muchos partidos ese día. Desde entonces lo tenemos en mente y nos inspira a seguir trabajando.

V. Para acabar, ¿tenéis algún referente en el mundo del arbitraje que os haya inspirado?

M. Yo por lo menos tengo a Raluy López y a Sabroso Ramírez, son de las mejores parejas a nivel mundial y han arbitrado finales olímpicas. A nivel de aquí, de Cantabria, procuramos seguir el ejemplo de Axel Riloba y Alejandro Hoz, una pareja muy joven y muy buena. Por ello los tenemos como referentes, queremos aprender de ellos.

 

Os recordamos que podéis seguir el CESA 2020 por Streaming desde Valonmano con V.

© 2020 Diseño Web Digital UO | Aviso legal | Política de Privacidad | Cookies | PATROCINADORES | CONTACTO