En la reunión de la Comisión Delegada de la Asobal, el comunicado del Comité de Competición de la Federación Española aplazando las jornadas programadas para esta semana, ha dado un vuelco de tuerca impresionante. Los representantes de los clubes han presentado su dimisión. Al mismo tiempo, han convocado una asamblea extraordinaria urgente en la que se votará la disolución de la propia Asobal. Antes Paco Blázquez, presidente de la Federación, había estado en la asamblea, apoyando su liga, para la incredulidad de la mayoría de los clubes, “y ha sido abandonar y que la Federación emitieses el comunicado”, señala uno de los asistentes.

Los clubes no entienden que el Comité de Competición falle a petición de parte y escudándose en solicitudes de clubes indeterminados. Consideran que no es competencia de la Federación y el presidente en funciones tras la renuncia de Adolfo Aragonés. Posiblemente tendrá que ser el encargado de dirigir la próxima asamblea extraordinaria aunque haya presentado su dimisión.

Asobal y la próxima temporada

Por otro lado, en este momento hay un enconamiento de posiciones entre los clubes. Con una Asobal que dejó de ser obligaría para jugar en la elite. Por lo que equipos como el Logroño y los recién ascendidos, están al margen de la asociación. Junto al Barcelona.

Con esta suspensión de jornadas se recupera la posibilidad de que la Liga se dispute en grupos, 24 o 28 jornadas, y no 34, que era la propuesta de la Federación Española y que apoyaban el Barcelona y el Bidasoa, y rechaza el resto que apostaba por una competición a doble vuelta.

Por otra lado, los clubes se han encontrado a, a solo horas de empezar la Liga con un gasto extra de unos 32.000 euros tirados a la basura. Un nuevo problema dentro de la actual situación. Todos los clubes tienen que seguir las disposiciones sanitarias de sus comunidades respectivas. Y hacer las PCR  a sus plantillas antes de presentarse a los partidos.

© 2020 Diseño Web Digital UO | Aviso legal | Política de Privacidad | Cookies | PATROCINADORES | CONTACTO